Enfermedad periodontal y la diabetes

enfermedad periodental diabetes

Del tema que hoy trataremos nos gustaría destacar que es uno de los más recurrentes en las consultas porque se trata de una enfermedad que está a la orden del día. Así que desde Clínica Dental Dr. Montané dedicaremos este espacio a hablar sobre la enfermedad periodontal y la diabetes.

¿Qué es la diabetes?

Para comenzar decir que la diabetes es una enfermedad en la que el cuerpo no produce o no hace uso debidamente de la insulina. Esta hormona es la causante de transformar el azúcar y otros alimentos en la energía imprescindible para llevar una vida sana y perfecta.

Es una enfermedad crónica caracterizada por hiperglucemia, resultado de defectos en la secreción de insulina, su acción o ambas.

La diabetes tipo 1 se origina por autoinmunidad, destruyendo las células beta del páncreas, generando una deficiencia absoluta de insulina.

La diabetes tipo 2, más prevalente, implica resistencia a la insulina y disfunción de células beta, con un componente genético y de estilo de vida.

Sin control, la hiperglucemia crónica conduce a complicaciones microvasculares (nefropatía, retinopatía, neuropatía) y macrovasculares (enfermedad cardiovascular, cerebrovascular y periférica).

El tratamiento de la diabetes incluye cambios en el estilo de vida, control glucémico con antidiabéticos orales o inyectables (incluyendo insulina), y vigilancia de complicaciones. La auto-monitorización de la glucosa y la educación del paciente son fundamentales en el control de la enfermedad.

La diabetes y la salud dental

Estudios recientes han encontrado evidencias de que los pacientes que padecen de diabetes tenían un alto índice de posibilidades de tener periodontitis que los que no la sufrían.

Entre los factores que deben ser considerados para poder evaluar el estado periodontal del paciente con diabetes se encontrarían: su control metabólico, posibles complicaciones, factores de riesgo y en general su estado de salud. Controlar la eliminación de la placa bacteriana, debajo y encima de las encías puede ser uno de los puntos clave para tener bajo control tanto la periodontitis como la diabetes.

La prevención es fundamental para evitar inflamaciones orales, muy típicas en las personas que padecen de diabetes. Usar el hilo dental con regularidad y cepillarse al menos dos veces al día con una crema indicada para proteger la dentadura de bacterias, también serían otras de las cuestiones a seguir a rajatabla.

Causas de la enfermedad periodontal y a quienes afecta

La enfermedad periodontal se puede convertir en un verdadero problema para mucha gente. Las personas con diabetes son más propensas si no controlan adecuadamente sus niveles de azúcar y además considerando que tienen un mayor riesgo que las personas que no la tienen.

La gingivitis o inflamación de las encías suele aparecer debido a una mala higiene bucodental, es decir, no usar correctamente el cepillo o el hilo dental. Si esto sucede es cuando la placa bacteriana campe a sus anchas en los dientes y las encías. Los síntomas que se derivan son la inflamación de las encías, enrojecimiento y ya más grave, el sangrado.

Consejos si tienes diabetes en el ámbito dental

Aquí te presento algunos consejos y cuidados orales que puedes necesitar si tienes diabetes:

  1. Control de la enfermedad periodontal: La diabetes puede aumentar el riesgo de enfermedad periodontal. Esta puede ser controlada con limpiezas dentales regulares, tratamiento de raspado y alisado radicular, y en casos graves, cirugía periodontal.
  2. Tratamiento de la xerostomía (boca seca): La diabetes puede causar sequedad en la boca, lo que puede aumentar el riesgo de caries y enfermedad de las encías. El tratamiento puede incluir el uso de sustitutos salivales, cambios en la dieta y, en algunos casos, medicación.
  3. Tratamiento de infecciones bucales: Las personas con diabetes pueden ser más propensas a infecciones bucales como la candidiasis. Estas pueden tratarse con medicamentos antifúngicos.
  4. Prevención y tratamiento de la caries dental: Las visitas regulares al dentista para limpiezas y exámenes pueden ayudar a prevenir la caries dental. Si se desarrollan caries, pueden ser tratadas con empastes, coronas, o en casos graves, endodoncias o extracciones.
  5. Control de la glucosa en sangre: Mantener un control adecuado de los niveles de glucosa en sangre puede ayudar a prevenir problemas dentales y asegurar que los tratamientos dentales sean efectivos.
  6. Educación del paciente: La educación sobre cómo la diabetes puede afectar la salud oral, así como la importancia de la higiene bucal, las visitas regulares al dentista y el control de la diabetes, son fundamentales.

Es importante recordar que cada paciente es único, y el tratamiento dental específico puede variar en función de las necesidades individuales y el estado general de salud.

Que tratamiento seguir en las personas con diabetes

Antes que nada es recomendable el acudir al dentista para tratar de obtener un diagnóstico acertado e iniciar el mejor tratamiento posible. Es importante que haya una buena comunicación entre el dentista y el médico que trata a la persona con diabetes.

Comunicación entre médico y paciente

Saber los pormenores de ese paciente hará todo mucho más fácil y evitará complicaciones imprevistas de última hora. Muy especialmente si existen problemas de niveles de azúcar o de infecciones. Como siempre destacaremos la importancia de este punto porque es fundamental una buena comunicación entre médico y paciente.

Practicar el tratamiento tras el desayuno

Aunque parezca una tontería, seguir unas sencillas pautas puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso de un tratamiento. Es básico saber que dicho tratamiento se debe practicar por la mañana después del desayuno y de la ingesta de insulina. Esto permite al dentista el poder tener un control más riguroso sobre cualquier cambio que se pueda producir en el paciente.

Y por último

Por último, cabe destacar que los pacientes con diabetes suelen tardar un poco más de tiempo en recuperarse de cirugías y tratamientos que una persona que no tenga diabetes. Pero con un cuidado atento y minucioso es posible conseguir el efecto deseado. Finalmente, una vez que se ha tratado bien la enfermedad periodontal, las personas con diabetes pueden ver que es mucho más fácil controlar sus niveles de azúcar.

Desde ClínicaDental Dr. Montané queremos insistir en que los pacientes diabéticos y los tratamientos dentales que pueden recibir son uno de los temas en los que nos preocupamos más por la salud de los mismos. No duden en acudir a nuestra consulta al primer indicio de que Usted o un familiar puede necesitar de nuestra experiencia y profesionalidad. Como siempre, nuestros pacientes son lo más importante y nuestro mayor aval es la confianza que demuestran día a día al acudir a nuestra consulta.

Artículo escrito y verificado por el Dr. Norberto Montané Pamies
Enfermedad periodontal y la diabetes - combined shape 200x200

Dr. Norberto Montané Pamies

- Estudios de Medicina y Odontología (Universidad de Barcelona).
- Formación clínica (cirugía maxilofacial en Barcelona y Nueva York).
- Postgrados y masters en implantología oral, fisiopatología craneocervical y articulación temporomandibular.
- Profesor colaborador del Master en Ortodoncia de la Universidad de Barcelona (UB).